Aumento de pecho: procedimiento, riesgos, precio y todo lo que debes saber

Existen múltiples variantes de la cirugía de aumento de pecho, según el tipo de implante y el lugar de colocación del mismo. Una presentación sencilla de toda la información importante.
Aumento pecho

La cirugía de aumento de pecho es uno de los procedimientos más realizados a nivel mundial de índole estético-constructiva. Tanto es así que, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), una de cada 400 mujeres tienen un implante mamario en todo el mundo.

Suele existir cierto estigma ante este tipo de intervenciones, pues diversos sectores poblacionales se inclinan a pensar que “lo mejor es aceptarse a uno mismo tal y como es”. Aquí entran en juego mil y un dilemas éticos, ya que, ¿por qué no cambiar algo que desagrada al individuo si existen los medios para ello?

El ser humano ya no está circunscrito a la fisiología con la que nace, y por lo tanto, la preferencia reina en el mundo de la estética. Más allá de consideraciones éticas y posibles debates morales, cada individuo es el jefe sobre su propio cuerpo y destino, y por tanto, una cirugía de aumento de pecho es tan válida como cualquier otro procedimiento médico. Una vez realizada esta acepción, te contamos todo lo que debes saber sobre ella.

La importancia de esta cirugía en el mundo

Antes de sumergirnos de lleno en el procedimiento y consideraciones del aumento de pecho, vemos necesario arrojar una serie de datos relevantes en torno a esta cirugía. Desde luego, se trata de un paso por quirófano mucho más común de lo que la mayoría de gente cree:

  • Según la OMS, cerca de 10 millones de mujeres se someten a este procedimiento de forma anual.
  • Una de cada 400 mujeres presenta implantes mamarios.
  • La mamoplastia ha crecido un 213% en Estados Unidos en los últimos tiempos.
  • El 55 % de las mujeres operadas tienen entre 19 y 34 años de edad.

Como podemos ver, estamos ante un proceso quirúrgico seguro y extendido en todo el mundo. Los límites fisiológicos en el momento del nacimiento ya no forman parte de nuestro ser si no estamos contentos con ellos, y por ello (siempre que se realice con cabeza), este procedimiento no supone un peligro. Ahora sí, es momento de entrar de lleno en el proceso pre- y post-operatorio. Vamos allá.

Primeros pasos

En primer lugar, la consulta inicial se compondrá por un proceso de anamnesis y un examen físico. Durante la anamnesis, el profesional busca hacer preguntas abiertas a la paciente: metas, expectativas, motivos causales y posibles resultados esperados. No se trata de realizar un juicio de valor sobre el individuo sino que, simplemente, las esperanzas futuras de la persona se adecúen con el procedimiento a realizar.

En segundo lugar, la persona que se va a someter a la operación será evaluada mediante un examen físico. En este punto se pueden diagnosticar patologías físicas, como asimetrías mamarias, amastias (falta total de pechos) o hipomastias. Claramente, cualquier condición atípica variará el procedimiento a seguir.

Selección del implante

El implante será seleccionado según diversos métodos, los cuales variarán entre pacientes. En general, te podemos listar algunos tipos en unas pocas líneas:

  • De cobertura externa lisa.
  • De cobertura externa texturizada.
  • De poliuretano.

A día de hoy, los implantes están fabricados a base de silicona rellena de un gel altamente cohesivo. Estamos ante un polímero orgánico integrado por monómeros de dimetilsiloxano, los cuales según su grado de polimerización y ramificaciones adquieren diferentes características físicas. Estos implantes pueden ser inyectables o requerir de una escisión de mayor tamaño, ambas opciones con ventajas e inconvenientes que el profesional deberá constatar al paciente.

Tipos operación pecho

Se pueden realizar diferentes técnicas a la hora de colocar el implante que te hemos descrito en líneas previas, pero, en general, podemos dividirlas en dos grupos.

1. De colocación submuscular

Esto es, debajo del músculo pectoral que sostiene a la mama. Este procedimiento puede evitar que los implantes se perciban a través de la piel y que el tejido cicatricial se endurezca. Además, facilita la obtención de imágenes de mama mediante mamografías y otros procedimientos exploratorios en pruebas clínicas rutinarias. Como inconveniente, esta variante resulta más invasiva y el tiempo de recuperación del paciente es más largo.

2. De colocación subglandular

Al ser situado el implante debajo de la glándula mamaria y sobre el músculo pectoral, los tiempos de intervención y de recuperación son menores. Se trata de una técnica menos invasiva pero, como inconveniente, los bordes del implante se notan más a través de la piel y este puede dificultar posibles exploraciones de la mama en momentos posteriores.

Además de decidir dónde se va a colocar el implante, es de igual importancia delimitar cómo se va a hacer. Existen diversas vías por las que se puede realizar la introducción de este material en la mama:

  • Vía submamaria: a través del surco inferior de la mama. Permite una visión más amplia del plano sobre el que se procede, pero deja cicatriz.
  • Vía periareolar: en el perímetro de la areola. Deja una mínima cicatriz, pero puede provocar problemas en futuros períodos de lactancia.
  • Vía axilar: por la axila. Como ventaja, deja una cicatriz alejada de la mama y disimulada en la axila, pero se trata de un procedimiento más complejo y laborioso.
  • Vía umbilical: en el perímetro umbilical. Para implantes rellenos con soluciones salinas y condiciones muy específicas.

Postoperatorio y complicaciones

Dependiendo del lugar de colocación del implante, el post-operatorio será más o menos doloroso en la paciente. En general, la persona que se ha sometido a la operación suele pasar la primera noche en el hospital, y se le recetarán múltiples analgésicos para sobrellevar posibles dolores y malestares. En la mayoría de los casos, las mujeres describen una sensación de “tirantez” a la hora de mover el tronco superior y cierto dolor al mover los brazos tras los primeros días.

Durante las primeras etapas tras la operación, se recomienda que el paciente guarde reposo, tenga cuidado con los esfuerzos, utilice un sujetador deportivo, duerma boca arriba y haga caso estricto a los profesionales que le han aconsejado durante todo momento. Es de máxima importancia evitar someter a los músculos pectorales a fuerzas, pues están en un momento delicado.

En lo que a complicaciones se refiere, diversos estudios muestran que no son muy comunes. En general, pueden aparecer hematomas locales hasta en el 0,5 % de los pacientes, infecciones hasta en el 2 %, galactorreas (salida atípica de leche en los senos) en menos del 1 % y contractura capsular hasta en el 5 % de los casos. Sin duda, la infección es el mayor de los problemas a evitar, pues pueden llegar a aparecer complicaciones sistémicas que implican el desorden fisiológico en otros órganos. De todas formas, las estadísticas nos muestran que cualquier complicación es muy rara.

Coste

El precio promedio de un implante de senos en Estados Unidos es de unos 4.000 dólares si el proceso es simple, lo cual puede elevarse hasta los 10.000 dólares en intervenciones más complejas o con necesidades específicas del paciente. Hay que tener en cuenta que únicamente el precio de los implantes ronda los 1.000 dólares, por lo que abaratar este precio resulta muy complejo.

La persona que vaya a someterse a la operación también debe tener en cuenta que se trata de una modificación fisiológica para toda la vida, y por ello, escatimar en gastos nunca suele ser una buena opción. La salud no tiene precio, razón por la cual una intervención segura sin riesgo de infección está por encima de todo.

Resumen

Como hemos podido ver, una operación de aumento de pecho es un procedimiento que debe ser meditado, pues requiere de una inversión monetaria considerable y el paciente pasará por un período de recuperación largo y costoso. A pesar de todas estas consideraciones, se trata de un proceso seguro que no pone en riesgo (casi en ningún caso) la vida del paciente.

Vivimos en un mundo cambiante, y como hemos dicho al inicio, las constricciones físicas con las que nacemos ya no nos definen como individuos. Somos lo que sentimos ser en nuestro interior, razón por la que mostrarnos físicamente como nos concebimos no debe ser estigmatizado bajo ningún caso. Mientras no se transforme en una patología o una condición psicológica (hecho que se explora en la anamnesis anteriormente descrita), este tipo de procedimientos siempre serán lícitos.

Referencias bibliográficas

  • Calderón, J. M., & Carriquiry, C. (2016). Actualidad en mamoplastía de aumento. Horizonte Médico (Lima), 16(2), 54-62.
  • Cirugía de aumento mamario, revista Elsevier. Recogido a 27 de octubre en https://www.elsevier.es/es-revista-revista-medica-clinica-las-condes-202-articulo-cirugia-aumento-mamario-S0716864010705125
  • Distribución porcentual del número de mamoplastias de aumento realizadas a nivel mundial en 2017, por grupos de edad, Statista. Recogido a 27 de octubre en https://es.statista.com/estadisticas/813094/porcentaje-de-aumentos-de-pecho-realizados-a-nivel-mundial-por-edad/
  • Durán, L. A. A., Ñañez, Z. E. C., López, M. Y. C., & Da Graca, N. C. H. (2013). Mamoplastia de aumento: significado que le atribuyen las estudiantes universitarias. Wimb lu, 8(1), 7-34.
  • Post-operatorio de aumento de mamas, dorsia.es. Recogido a 27 de octubre en https://www.dorsia.es/postoperatorio-aumento-mamas/
  • Preciosusa.com. Cuánto cuesta una cirugía de aumento de senos en USA. Recogido a 27 de octubre en https://preciosusa.com/cuanto-cuesta-una-cirugia-de-senos-en-usa/
TÓPICOS
Belleza
Samuel Antonio Sánchez Amador

Samuel Antonio Sánchez Amador

Biólogo y divulgador científico

Graduado en Biología por la Universidad de Alcalá de Henares (2018). Máster en Zoología en la Universidad Complutense de Madrid (2019). A lo largo de su trayectoria profesional, permaneció dos años en el Museo Nacional de Ciencias Naturales (MNCN-CSIC) en el departamento de biología evolutiva, donde realizó estudios genéticos y poblacionales en pequeños mamíferos. Esto le otorgó amplio conocimiento en cuestiones de heredabilidad, genes y patrones filogenéticos diversos. Desde febrero del año 2020 se dedica a tiempo completo a la divulgación científica, redactando temas tanto de índole científica basal como salud humana y bienestar animal.