Tengo poca regla: ¿puede ser síntoma de algo grave?

Nos ocurre a muchas mujeres. ¿Es grave? ¿Qué debemos hacer si la regla es poco abundante?
Tengo poca regla

Sabemos que las mujeres tienen ciclos menstruales que suelen ser regulares, y que les baja la regla una vez al mes. Sin embargo, cada mujer es un mundo, y no todas tienen el mismo tipo de regla en cuanto a cantidad, frecuencia, dolores asociados, etc.

En este artículo responderemos a la siguiente cuestión: “Tengo poca regla: ¿es grave, doctor? ¿Puede ser síntoma de algo grave?”. A través de las explicaciones de la Dra. Mitjana, Médico de Atención Primaria, analizaremos las posibles causas que expliquen un cambio de sangrado y explicaremos cuándo sería necesario acudir a un especialista.

Artículos que te recomendamos:

La regla “normal”

La regla nos baja cuando no existe embarazo; así, a través de ella, el cuerpo se encarga de separar una parte de la mucosa uterina. El revestimiento uterino se separa gracias a las contracciones uterinas, causadas gracias a las diferentes hormonas.

Lo normal es que la regla baje una vez al mes, cuando el ciclo menstrual se completa, y que esta dure entre 3 y 7 días. Como adelantábamos, existen mujeres, pero, que tienen poca regla (ya sea porque sangran poco o porque su regla dura 2 días o menos). Hay mujeres que experimentan dicha situación y que se plantean: “Tengo poca regla: ¿puede ser síntoma de algo grave?”. En este artículo intentaremos dar respuesta a esta cuestión.

Tengo poca regla: ¿es síntoma de algo grave?

¿Qué ocurre cuando tenemos poca regla? ¿Puede ser síntoma de algo grave? Cada mujer es un mundo, y es por ello que la menstruación puede variar mucho de una mujer a otra.

Hay mujeres que sangran mucho, mujeres que sangran poco, otras que tienen ciclos irregulares, otras a las que les viene la regla cada “X” meses, etc. Además, los coágulos de sangre también pueden variar mucho en cada caso, así como los síntomas que la menstruación origina, etc.

Uno de estos casos es el sangrado leve (la menstruación escasa), que ocurre cuando el flujo de sangre de la menstruación tan solo dura dos días (o incluso menos), o cuando la cantidad del flujo es menor de 80 ml. A nivel médico, este síntoma se llama “hipomenorrea”. Por contra, se denomina “oligomenorrea” a la aparición de la regla menos de una vez al mes (a partir de los 35 días desde la última regla).

A continuación vamos a explicar qué quiere decir tener poca regla, por qué ocurre y si es o no algo preocupante.

Dos tipos de casos

Para responder a la cuestión de la menstruación escasa, primero deberemos diferenciar dos tipos de casos: los casos de mujeres que siempre han tenido poca menstruación, y los casos de mujeres que siempre han tenido menstruaciones normales (o abundantes) y que de repente empiezan a tener menstruaciones escasas.

Según una entrevista realizada a la Dra. Mª Carme Mitjana, médico especialista en Atención Primaria en el CAP de Casc Antic (Barcelona), en el primero de los casos, la mujer no tiene por qué preocuparse; sencillamente su menstruación es escasa, seguramente porque su capa de endometrio en el útero es más bien fina y por lo tanto no desprende mucha cantidad de endometrio (también pueden entrar en juego factores hormonales). Pero en este caso, tener poca regla no es síntoma de nada grave.

En el segundo de los casos, pero, si de repente notamos un cambio en la cantidad de nuestra menstruación (y sangramos menos o durante menos días), lo primero que deberemos hacer es realizarnos una prueba de embarazo, ya que existe la posibilidad de que estemos embarazadas.

Esto se explica sencillamente porque, quizás en la regla anterior se nos quedó un poco de sustancia (capa del endometrio) por desprender, y por lo tanto la poca sangre que hemos tenido este mes es del mes anterior (y este mes en realidad no tengamos la regla porque estamos embarazadas). Así, lo primero que deberemos hacer es descartar un posible embarazo.

Si directamente no estamos embarazadas porque así lo demuestran las pruebas, es muy probable que el mes siguiente ya nos venga la regla con normalidad (con la cantidad habitual). Si la regla escasa persiste los siguientes meses, probablemente se trate de un tema más hormonal, relacionado con factores de estrés, alimentación, etc. Así, un poco más adelante hablaremos de las causas que podrían explicar esta última situación (tener poca regla).

Cambios en nuestro ciclo menstrual (y en la regla): ¿por qué ocurren?

Según los médicos, nuestro ciclo menstrual puede verse alterado por diversas razones (no tiene por qué tratarse siempre de alguna enfermedad). Como hemos visto, tener poca regla no es síntoma de nada grave, a no ser que exista un cambio en nuestra cantidad de sangrado, aunque generalmente se trata de temas hormonales que no tienen mayor importancia.

En estos últimos casos, las causas más comunes de alteraciones en nuestro ciclo menstrual y, como consecuencia, en nuestra regla o menstruación, son las siguientes.

1. El estrés

El estrés es un factor muy relacionado con los cambios hormonales, los cambios en el ciclo menstrual y finalmente nuestra regla. Esto es así porque si estamos muy estresadas (o ligeramente estresadas durante mucho tiempo), puede producirse un cambio en nuestro hipotálamo, estructura encargada de regular la hipófisis (la glándula endocrina encargada de sintetizar diferentes hormonas). Todo esto puede acabar alterando las funciones de nuestro ovario.

Así, si has empezado a sangrar menos de lo normal durante tu regla, el estrés podría ser la causa, aunque existen más razones que podrían explicar esta situación.

2. Cambios hormonales

Un poco relacionado con la causa anterior, encontramos un posible cambio hormonal como causante de nuestra menstruación escasa.

Al final, las hormonas son las que dirigen muchas de nuestras funciones o procesos fisiológicos, siendo uno de ellos la menstruación. Es por ello que cualquier cambio hormonal puede repercutir en las características de nuestro ciclo y menstruación.

3. Cambios en la alimentación

Los cambios en la alimentación también pueden reducir nuestro sangrado durante la menstruación. Concretamente, es probable que ocurra cuando empezamos a comer menos.

Además, en situaciones extremas (de ayuno), como por ejemplo en los trastornos de la conducta alimentaria (TCA), especialmente la anorexia nerviosa, la regla directamente desaparece (la denominada amenorrea). Esto es así porque, al fin y al cabo nuestro organismo es sabio, y si “sabe” que no podría alimentar a un nuevo ser vivo (por su grado de desnutrición), actúa inhibiendo la regla.

¿Cuándo acudir a un especialista?

Si aunque tengamos poca regla, esto no va acompañado de otros síntomas tales como malestar, cambios en el olor del flujo, molestias durante las relaciones sexuales, sofocos, presión pélvica o fiebre, no debemos por qué preocuparnos. Sin embargo, sí es recomendable acudir a un especialista siempre que tengamos dudas y sobre todo, cuando notemos algo realmente extraño.

Por otro lado, y como hemos visto, no es lo mismo haber tenido siempre poca regla, que el hecho de que sea algo que aparece de repente. En este segundo caso, deberemos estar alerta (y descartar un posible embarazo), sobre todo si la situación se repite durante más de tres menstruaciones seguidas.

Los expertos sostienen que, generalmente, debe ser mayor causa de preocupación el hecho de tener una regla abundante de repente, que no el hecho contrario (tener una regla escasa).

Aunque no tiene por qué ser síntoma de nada grave, y estos cambios de cantidad, como decíamos, pueden explicarse por factores como por ejemplo el estrés, lo ideal es acudir a un ginecólogo o ginecóloga siempre que notemos algún cambio en nuestro ciclo o menstruación (sobre todo si este cambio es muy evidente).

Referencias bibliográficas

  • Enciso, F.B., Crespo, L.P. y Ancuña, J.C. (2007). Clasificación y nomenclatura de las alteraciones menstruales. Ginecol Obstet Mex, 75(10):641-51.

  • Hernández-Valencia, M.y Zárate, A. (2006). Amenorrea y trastornos de la menstruación. Acta Médica Grupo Ángeles, 4(3): 197-201.

  • Mitan, L.A. (2004). Menstrual dysfunction in anorexia nervosa. J Pediatr Adolesc Gynecol, 17: 81-85.

Comparte:
¿Te ha gustado?
Estilonext Logo
Estilonext es una revista digital de actualidad, cultura y ciencia enfocada a personas jóvenes, dinámicas y con espíritu creativo y transgresor. Hablamos sobre salud, psicología, relaciones, noticias, tendencias...
  • azsalud
  • médicoplus

Suscríbete a
nuestra newsletter

Cada semana te enviamos tips de salud,
nutrición, noticias y más.

Puedes darte de baja cuando quieras.

© Copyright 2021 Estilonext. Todos los derechos reservados.Aviso legal,política de privacidad,cookies