Las 7 ramas de la Psiquiatría (y qué estudia cada una)

La Psiquiatría se encarga de estudiar, prevenir y tratar las conductas y rasgos maladaptativos que terminan en patologías psicológicas. Veamos las principales disciplinas psiquiátricas.
Ramas Psiquiatría

La psiquiatría es la rama de la medicina dedicada al estudio e intervención de los trastornos mentales de origen genético o neurológico. Su objetivo es prevenir, evaluar, diagnosticar, tratar y rehabilitar a las personas con este tipo de padecimientos, además de fomentar su reinserción en la sociedad y bienestar a largo plazo. Dicho de otro modo más sencillo, los psiquiatras abordan una serie de maladaptaciones comportamentales relacionadas con el humor, conducta, cognición y percepción individuales.

La figura del psiquiatra es muy importante en la sociedad, pues se estima que 1 de cada 4 personas tendrá un trastorno mental a lo largo de su vida. Cuando nos vienen a la mente este tipo de cuadros, pensamos automáticamente en la depresión (con más de 300 millones de afectados) y la ansiedad (con 260 millones), pero existen muchos más. Sin ir más lejos, los trastornos de la personalidad (TP) engloban el 60% de los casos en la consulta psiquiátrica.

Desde la esquizofrenia hasta la anorexia nerviosa, pasando por los trastornos de personalidad leves/graves, la depresión, los trastornos de ansiedad y otros muchos más, el psiquiatra tiene la labor de recetar los fármacos adecuados al paciente, realizar un seguimiento del mismo a lo largo del tiempo y asegurarse de que recibe la atención psicológica adecuada. Con estas ideas en mente, te presentamos las 7 ramas de la psiquiatría y sus rasgos más definitorios.

¿Cuáles son las principales disciplinas dentro de la Psiquiatría?

La psiquiatría adopta un modelo de tipo eminentemente médico para abordar los trastornos psicológicos en la población, es decir, se basa en el conocimiento específico brindado por la investigación de la anatomía humana para detectar el origen de estos rasgos patológicos maladaptativos. De todas formas, más allá de la fisiología neuronal y sistémica, también se deben tener en cuenta los factores psicológicos, psicosociales y antropológicos que rodean al paciente.

El objetivo de la psiquiatría es tan ambicioso como necesario: conectar la fisiología cerebral con el entorno sociocultural (ambiente) para explicar las diferentes enfermedades de índole emocional y ponerles fin. A continuación, te lo contamos todo sobre las 7 ramas de la psiquiatría.

1. Psiquiatría de la adicción

También conocidos como adictólogos, los psiquiatras de la adicción tienen como objetivo estudiar los patrones y conductas que derivan en el abuso de sustancias y las mejores estrategias para ponerle fin. El conocimiento del circuito de recompensa mediado por las drogas nos ha ayudado a entender, por ejemplo, cómo funcionan las adicciones a corto y largo plazo.

Gracias a este tipo de estudios y enfoques, se ha descubierto que fármacos como la naltrexona son capaces de unirse a los mismos receptores opioides que la heroína y otros opiáceos. Así, bajo el tratamiento adecuado, un paciente adicto puede inyectarse la droga como haría normalmente y no sentir ningún tipo de sensación positiva. Fascinante, ¿verdad?

Psiquiatría adicción

2. Psiquiatría general

La psiquiatría general es la que se encarga, de forma sistemática, de los pacientes adultos con algún tipo de patología mental severa. Abordan aquellos trastornos que tienen en común la dificultad que causan en el individuo a la hora de adaptarse con normalidad a diversas situaciones y mantener la estabilidad emocional. Esto engloba distintos cuadros, desde trastornos psicóticos hasta fobias, pasando por otros síndromes de tipo ansioso, depresión y trastornos de personalidad (TPs).

3. Psiquiatría de la tercera edad (psiquiatría geriátrica)

Como podrás imaginar, las entidades clínicas que afectan a los mayores son muy diferentes a las de la población general. Las enfermedades mentales en la tercera edad conllevan un mayor grado de pérdida de autonomía y, en muchos casos, la muerte prematura. El estudio y abordaje de los trastornos psicológicos asociados a la edad es esencial, pues nos encontramos en un mundo con una población cada vez más envejecida.

Aunque se suela asociar la enfermedad mental en la tercera edad a la demencia senil, cabe destacar que el 50% de los esfuerzos de esta disciplina van dirigidos a otros ámbitos. También debemos recordar que más del 14% de los mayores con más de 65 años de edad padecen depresión, debido al aislamiento social y físico al que suelen verse sometidos. La psiquiatría de la tercera edad debe abarcar desde los fallos neurológicos asociados con la vejez hasta los factores sociales anormales que propician un declive individual más rápido.

Psiquiatría geriátrica

4. Psiquiatría de la discapacidad

Entramos en terreno muy escarpado, pues decir que una persona con trisomía del cromosoma 21 (síndrome de Down) o síndrome de X frágil es “discapacitada” es faltar a la verdad. No es que estos individuos no sean capaces, sino que su rango de expresión y entendimiento son distintos a los neurotípicos. Dicho de forma más amable, quizá lo más adecuado sería tratar a estas condiciones como un espectro más dentro de la normalidad humana, no una enfermedad.

De todas formas, existen una serie de cuadros psiquiátricos que se suelen asociar a estas condiciones, sean patologías o no por sí solas (con un 25-40% más de probabilidad de aparición que en el resto de la población). Por ello, la psiquiatría de la discapacidad se encarga de explorar los posibles efectos derivados de cada síndrome y abordarlos, idealmente antes de que aparezcan.

5. Psiquiatría forense

Una de las variantes de la psiquiatría más interesantes para el público general y con mayor representación en los medios generales. Los profesionales que ejercen esta disciplina se encargan de dilucidar la responsabilidad penal y capacidad civil de un acusado, con el fin de saber si un crimen se ha cumplido bajo condiciones normales o ha sucedido derivado de una enfermedad mental.

Entre otras cosas, los psiquiatras forenses se encargan de cuantificar la habilidad de un acusado para someterse a juicio (stand a trial). Esto es, si es capaz de entender los cargos a los que se le acusan y ayudar a sus abogados en pos de una sentencia justa.También son testigos expertos, capaces de observar un delito o escena del crimen desde un punto de vista metódico y basado en el conocimiento.

Psiquiatría forense

6. Psiquiatría de los niños y adolescentes

De nuevo, los problemas psiquiátricos que afectan a los niños y adolescentes son muy distintos a los presentes en la población adulta. En la población pediátrica, los trastornos de ansiedad (TA), trastornos por déficit de atención e hiperactividad (TDAH) y trastornos del espectro autista son los más comunes en la transición de la niñez a la adolescencia.

Además, según fuentes profesionales, se estima que el 75% de los trastornos desarrollados durante la vida adulta tienen su inicio en la niñez. Dicho de otro modo, el objetivo no es solo tratar los problemas ya presentes en niños, sino evitar que los más vulnerables desarrollen condiciones en un futuro por eventos traumáticos y otros sucesos.

7. Psiquiatría de los fármacos (psicofarmacología)

Toda terapia psiquiátrica se basa en dos frentes: farmacológico y psicológico. Ambos son igual de importantes, pues los medicamentos como los antidepresivos SSRIs, antipsicóticos, benzodiacepinas (de uso esporádico) y otros son esenciales para paliar los síntomas más graves de una patología psicológica concreta.

Para que estos fármacos puedan ser utilizados por la población general, es necesario realizar una serie de estudios e investigaciones previas. La psicofarmacología pone especial hincapié en el papel de los neurotransmisores y los receptores neuronales, pues en estos están las respuestas potenciales a muchos sustratos patológicos.

Psicofarmacología

Resumen

Te hemos presentado una visión multidisciplinar de la psiquiatría (los representantes más dispares), pero debes tener claro que existen muchas vertientes más. Nos hemos dejado en el tintero la psiquiatría biológica, psicopatología, medicina psicosomática, sexología o neuropsiquiatría. Aunque no podamos abarcar todos estos ámbitos, basta con saber que están interrelacionados y que el objetivo final es común: conocer, aplicar y solucionar los mecanismos subyacentes que derivan en las maladaptaciones conductuales.

La psiquiatría tiene un enfoque médico, pero además de las bases neurológicas y del desarrollo, hay que tener en cuenta la sociedad, el ambiente y las vivencias individuales de cada paciente. Sin duda, una de las disciplinas especiales médicas más interesantes que se pueden elegir, en cualquiera de sus variantes.

Comparte:
¿Te ha gustado?
Estilonext Logo
Estilonext es una revista digital de actualidad, cultura y ciencia enfocada a personas jóvenes, dinámicas y con espíritu creativo y transgresor. Hablamos sobre salud, psicología, relaciones, noticias, tendencias...
  • azsalud
  • médicoplus

Suscríbete a
nuestra newsletter

Cada semana te enviamos tips de salud,
nutrición, noticias y más.

Puedes darte de baja cuando quieras.

© Copyright 2021 Estilonext. Todos los derechos reservados.Aviso legal,política de privacidad,cookies