Los 15 alimentos que más engordan

La alimentación es una parte esencial para mantener una figura ideal, y es por esta razón que abusar de ciertos alimentos puede pasar factura.
Alimentos que más engordan

Alimentarnos de manera adecuada es una parte importante para mantener un buen estilo de vida saludable, tanto para generar las energías necesarias para enfrentar la rutina diaria, como para tener un cuerpo ideal.

Incluso aunque hagas mucho ejercicio o masajes reductivos, si no cambias tus hábitos de alimentación, no notarás resultados por completo favorables, ya que siempre acumularás grasa y esta se notará bastante en tu cuerpo.

Es muy fácil caer en la trampa de la ‘mala alimentación’, gracias a las exigencias, las obligaciones y las preocupaciones del día a día, no contamos con tiempo o motivación para prepararnos una comida que tenga los nutrientes necesarios y la calidad para beneficiarnos estéticamente. Aunado a ello, están los hábitos de sedentarismo, poca actividad física y estrés constante, suman una muy mala combinación de factores que nos inclinan hacia el aumento de peso.

¿Sabes cuáles son esos alimentos que te hacen engordar? Tanto si es así como si no, quédate en este artículo donde te mostraremos cuáles son las comidas que más te hacen aumentar de peso y por qué.

La importancia de las comidas equilibradas

¿Por qué es importante alimentarnos bien? ¿qué significa alimentarse bien? La respuesta a ambas interrogantes es muy sencilla: porque de esta manera podemos garantizar nuestra salud, ya que a través de lo que comemos es que podemos obtener todos los nutrientes para que nuestro organismo pueda funcionar de manera adecuada y a su vez, tener un cuerpo fuerte. En este sentido, cuando agregamos alimentos que sean pesados, el organismo en lugar de vigorizarse, se resiente y es donde comenzamos a sentirnos cansados todo el tiempo, como si no tuviéramos fuerzas para levantarnos de la cama.

Una adecuada dieta alimenticia es una que sea balanceada, es decir, que posee cantidades equilibradas de proteínas, carbohidratos y vegetales, de manera que el sistema gastrointestinal pueda aprovechar sus nutrientes y metabolizar de manera adecuada. Así, podemos absorber la energía y eliminar las toxinas que no necesitamos.

¿Te ha pasado esto en algún momento? Quizás sea hora de que revises tu dieta diaria y hagas algunos cambios que te beneficiarán a futuro. Presta atención sobre todo a aquellas comidas que te hacen sentir cansancio y aquellos que te generan una sensación de pesadez en el cuerpo e hinchazón en el abdomen, pues son las que más afectan a tu organismo y las que contribuyen con el aumento de peso.

Alimentos que más te pueden hacer engordar

Antes de comenzar esta lista es importante aclarar que, realizar una dieta balanceada no significa que debes restringir tu alimentación, ya que las dietas extremas también son muy dañinas para el organismo por la razón opuesta: falta de nutrientes.

En este caso se trata de mantener un equilibrio en las comidas y alejarte de aquellos alimentos que sean grasosos y procesados, los cuales son los principales elementos que te hacen ganar peso y que no te aportan nada a nivel nutricional.

1. Frituras y grasas

Con esto hacemos referencia específicamente a aquellos alimentos que se fríen en aceite, tales como las papas fritas o las comidas rebozadas. El problema principal de estos alimentos es que absorben demasiado aceite que queda impregnado en todo el alimento, perdiendo así sus nutrientes naturales y en cambio dejando solo grasas.

Lo más recomendable es consumir estas frituras solo dos veces a la semana como máximo, escurrirlas muy bien en papel absorbente o en una rejilla y acompañarlas con ensaladas y jugo natural.

2. Alimentos procesados

Entre estos podemos encontrar aquellos alimentos que contienen aditivos y conservantes para que puedan durar mucho tiempo en tu alacena, tales como embutidos, enlatados, cereales, galletas, refrescos, mantequillas, salsas, etc. El daño de estos alimentos al organismo recae justamente en la cantidad de químicos que se utilizan para conservarlos y darles su sabor artificial.

Te sugerimos en este caso que disminuyas lo más posible el consumo de estos alimentos y los sustituyas por opciones más saludables, como frutas, verduras y carnes frescas.

3. Salsas de pastas

Este es un punto que hay que aclarar, la pasta por sí sola no engorda, ya que es un carbohidrato común que acompaña a cualquier otro alimento al plato. Lo que si te hace aumentar de peso es lo que le agregas a la pasta para saborizarla, como las salsas o aderezos, así como otros ingredientes que le añadas.

Las salsas y aderezos para pasta contienen además de aditivos, aceites e ingredientes que la hacen pesada al organismo y la convierten en un alimento grasoso.

4. Dulces industriales

Todos hemos consumido chucherías industriales (caramelos, chocolates, frituras, etc.) como snacks o para pasar el día, para ir al cine, en una reunión con amigos o en una salida casual a una piscina. Pero ¿sabías que estos pequeños dulces son los que más te pueden hacer engordar? En especial si los consumes de manera regular, esto se debe a que posee conservantes, endulzantes artificiales y grandes cantidades de grasas o carbohidratos que son difíciles de eliminar con ejercicio físico.

Además, son los que más representan una alerta para la salud, desde traer problemas dentales como caries hasta aumentar el colesterol. Por lo que debes tratar de evitarlos a toda costa y solo consumirlos un par de veces a la semana,

5. Bebidas gaseosas

Las gaseosas o refrescos son nocivas para la salud y una de las razones principales por las cuales aumentamos de peso, esto se debe a la gran cantidad de azúcar y aditivos que posee. Los cuales tienen un efecto negativo en el metabolismo, volviéndolo más lento y haciendo que el sistema gastrointestinal tenga problemas para su funcionamiento adecuado. A largo plazo, puede elevar los niveles de azúcar en la sangre y que se desarrolle diabetes.

6. Chocolate blanco

Como lo estás leyendo, el chocolate blanco es el chocolate qué más puede hacer a las personas engordar y por detrás de este está el chocolate con leche, mientras que el chocolate oscuro es en realidad el más saludable de todo, siendo recomendado su consumo a diario (un cuadro al día). Pero ¿por qué razón? Se debe a que este tipo de chocolate se realiza a partir de manteca de cacao en lugar de cacao puro, por lo cual tiene más contenido graso que el resto de los chocolates.

7. Zumos y leche de larga duración

De nuevo, hay que recordar que los alimentos de larga duración poseen conservantes y aditivos que hacen que estos puedan tener una vida larga, pero que pueden tener repercusiones para la salud física. Pero lo más peligroso que tienen tanto el zumo como la leche de larga duración es la cantidad de azúcar y saborizantes artificiales para que tengan ese sabor característico que todos amamos.

En lugar de consumirlos regularmente, puedes hacer jugos caseros con frutas naturales u optar por leche natural de vaca, la cual puedes hervir y batir por tu cuenta para homogeneizarla.

8. Azúcar refinado

El azúcar es por lejos uno de los alimentos que más contribuyen con el aumento de peso, puedes probar cesando su uso por un tiempo para que veas como tu cuerpo comienza a metabolizar de manera más rápida y el cansancio ya no se hace tan presente. El gran reto es que la azúcar es muy necesaria para endulzar las comidas, en especial los dulces o jugos, por lo que recomendamos que busques otras alternativas como edulcorantes o stevia.

El daño en el azúcar refinada o azúcar blanca es que como ha sido purificada, pierde sus atributos naturales saludables que posee en la caña de azúcar o en la melaza, quedando solo los aditivos añadidos a esta.

Azúcar

9. Harinas

Al igual que el azúcar, la harina es una de las grandes causantes del aumento de peso corporal y una de las más difíciles de evitar, ya que muchos de los alimentos que consumimos a diario poseen harinas, como los panes o pasteles tanto dulces como salados. Estos también tienen efectos ralentizadores en el metabolismo, elevación del colesterol y la acumulación de grasas.

Como son casi imposibles de eliminar por completo, se recomienda el consumo de panes integrales sencillos o hacerlo en las horas del día, ya que en las horas de la tarde y la noche se vuelven más pesados de digerir.

10. Comida rápida

La comida rápida engorda, de eso no hay duda alguna, esto se debe a que estos gozan de alimentos fritos, grasos y procesados, acompañados de gaseosas o jugos endulzantes y un delicioso postre que no podemos resistir, En resumen, una bomba terrible para la salud física. Por supuesto, consumirlas de manera esporádica no tiende a afectar al organismo, los efectos son percibidos cuando estas son consumidas de forma regular, de allí radica la importancia de preparar tus propias comidas en casa para llevar a tu trabajo.

11. Frutos secos

Aunque estos snacks sean un excelente reemplazo de los dulces, en realidad su consumo en grandes cantidades o en forma contínua puede afectar a nuestro peso. Esto se debe a que los frutos secos son considerados como grasos (aunque generalmente poseen ácidos grasos de Omega 3) y además tienen altos niveles de carbohidratos (específicamente las avellanas y anacardos). Es por ello que aunque sean muy recomendados para consumir, se deben combinar con ejercicio físico y no abusar de ellos.

12. Snacks salados

Los snacks salados pueden ayudarnos a controlar el hambre entre comidas, pero hay que tener cuidado con su consumo seguido pues la sal hace que nos de más sed, esto se debe a un componente que se utiliza para potenciar los sabores, llamado glutamato monosódico. Uno de los efectos de la sed es que hace parecer como si tuviésemos hambre, lo cual se convierte casi en una adicción.

13. Cereales procesados

Como ya lo mencionamos previamente, los cereales son una fuente de azúcares procesados, conservantes y saborizantes artificiales, en especial aquellos que están ‘diseñados para niños’, pero debes tener cuidado con aquellos que dicen ser integrales, porque también pueden contener altos niveles de carbohidratos y endulzantes. De igual manera sucede con las barras nutricionales o granolas.

14. Sushi

¿Cómo puede engordar el sushi si no es frito ni posee ingredientes grasosos? Es cierto, pero como tiene una base de arroz pegajosa, con el consumo seguido puede convertirse en niveles altos de carbohidratos que serán difíciles de digerir y eliminar del cuerpo. Esto ocurre en especial si se consume de noche.

Sushi

15. Margarina y yogurt

Aunque la margarina es más recomendada de consumir que la mantequilla (por poseer menos grasas) sin embargo, esta sigue poseyendo niveles significativos de grasas, por lo que si lo consumes regularmente puede afectar a tu peso.

En cuanto al yogurt, hay que tener cuidado con aquellos que dicen ser ‘bajos en grasas’ y ‘light’ porque pueden tener endulzantes y saborizantes. Por lo que procura consumir yogures tipo griego y agregar frutas.

Recuerda que no se trata de restringir tu alimentación, sino que reduzcas o elimines de tu dieta alimenticia estos alimentos, también puedes buscar alternativas para reemplazarlos si quieres bajar de peso o mantener una figura saludable.

Dolores Agüero

Dolores Agüero

Nutricionista

Dolores Agüero (Valencia, 1988) es graduada en Nutrición Humana y Dietética por la Universidad de Valencia. Es Máster en Nutrición y Salud, esta vez por la Universitat Oberta de Catalunya. Posee distintos cursos de posgrado sobre Trastornos de la alimentación, Diabetes y Dietética aplicada.