Las 85 mejores frases célebres de Diógenes de Sinope

Diógenes de Sinope fue uno de los filósofos más controversiales de la época. Y con estas reflexiones acerca de la vida entenderemos por qué.
Frases Diógenes

Conocido también como "Diógenes el cínico" fue catalogado como un personaje controversial y extremadamente sincero que no temía exponer las cosas malas del mundo y aplaudir la honestidad por encima de todo. Además, fue un hombre que demostró a todos que el lujo y la riqueza no significan todo en la vida, sino lo que llevamos dentro.

Para poder ver un poco más dentro de la vida de este gran filósofo, traemos las mejores citas y frases de Diógenes de Sinope.

Frases célebres de Diógenes de Sinope

Con sus pensamientos podemos aprender que la honestidad y la virtud es el mayor tesoro que puede tener cualquier persona.

1. ¡No es la jaula ajustada a la fiera!

No podemos dejar que nada nos aprisione.

2. Preguntaron a Tales qué era más difícil al hombre y contestó: conocerse a sí mismo.

Existe un miedo irracional e innato a saber cómo somos en realidad.

3. La base de cada estado es la educación de su juventud.

La educación de la población juvenil asegura el desarrollo del futuro de una nación.

4. ¿De qué sirve un filósofo que no hiere los sentimientos de nadie?

Los filósofos viven para evaluar la realidad tal y como es. Sin beneficiar a nadie.

5. Gente mucha, personas pocas.

No todos los que caminan a tu alrededor son seres íntegros.

6. Buenos hombres en ninguna parte, pero buenos chicos en Sparta.

Esto hace referencia a la creencia antigua de que Sparta solo criaba soldados para la guerra.

7. Un hombre debe vivir cerca de sus superiores como cerca del fuego: ni tan cerca que se queme ni tan lejos que se hiele.

Hay que aprender de aquellos que saben más que nosotros pero sin dejarnos pisotear por ellos.

8. Es preferible consolarse que ahorcarse.

Los momentos difíciles requieren de desahogo, pero también de fuerza para resolverlos.

9. Cuando somos jóvenes no ha llegado el tiempo adecuado de casarnos todavía, y cuando somos viejos ha pasado ya.

Una interesante analogía sobre el momento ideal para el matrimonio.

10. Me llaman perro porque adulé a los que me dan algo, grito a los que se niegan y me clavo los dientes en bribones.

Todos encontrarán siempre razones para criticarte.

11. Otros perros solo muerden a sus enemigos, mientras que yo también muerdo a mis amigos con el fin de salvarlos.

Siempre hay que ser honestos con nuestros amigos, aunque eso les incomode.

12. Callando es como se aprende a oír; oyendo es como se aprende a hablar; y luego, hablando se aprende a callar.

No puedes escuchar realmente a nadie si no dejas de hablar.

13. Debemos tener buenos amigos que nos enseñen lo bueno; y perversos y crueles enemigos que nos impidan obrar mal.

Hay que aprender tanto de las obras buenas como malas de las personas para seguir (o no seguir) su ejemplo y ser mejores.

14. ¡Ojalá, frotándome el vientre, el hambre se extinguiera de una manera tan dócil!

Crítica a los políticos que no se preocupan por la situación de pobreza de su pueblo.

15. El insulto deshonra a quien lo infiere, no a quien lo recibe.

La única persona que queda mal al mentir es el mentiroso, porque cada vez se desconfía un poco más de este.

16. Alejandro Magno a lomos de su enorme caballo, le hizo la siguiente proposición; "Tú, Diógenes el Cínico, pídeme cualquier cosa, ya sean riquezas o monumentos, y yo te lo concederé". A lo que Diógenes contestó: "Apártate, que me tapas el sol". Aquellos que iban con Alejandro Magno empezaron a reírse de Diógenes y a decirle que cómo no se daba cuenta de quién estaba delante de él. Alejandro hizo acallar las voces burlonas cuando dijo que "si no fuera Alejandro quisiera ser Diógenes.“

Una interesante frase que nos demuestra la importancia de siempre valernos por nosotros mismos sin importar nuestra condición y de mantener en alto nuestra estima incluso frente a aquellos que se creen mejores.

17. Los hombres jóvenes aún no deberían casarse, y los viejos nunca deberían casarse en absoluto.

De nuevo, el filósofo hace un guiño sobre la inconveniencia del matrimonio.

18. Como las casas bien almacenadas con provisiones probablemente estén llenas de ratones, los cuerpos de aquellos que comen mucho están llenos de enfermedades.

Incluso las personas prósperas están en riesgo de sufrir enfermedades como cualquier pobre.

19. Si me falta conciencia, ¿Por qué debería importarme lo que me pasa cuando estoy muerto?

Aquí nos demuestra lo innecesario de preocuparnos por la muerte.

20. Un pensamiento original vale mil citas insignificantes.

Un pensamiento original es una muestra de tu capacidad y no de tu talento para imitar.

21. No ser esclavo de nadie ni de nada en el pequeño universo donde uno halla su lugar

Cuando dependemos de alguien, perdemos nuestro lugar en el mundo.

22. Cuando estoy entre locos me hago el loco.

Mezclarse con los demás sin dejar de ser uno mismo.

23. Los grandes son como el fuego, al que conviene no acercarse mucho ni alejarse de él.

Las personas importantes pueden ser admiradas, pero también hay que tener cuidado con ellas.

24. Mira bien quién es tu enemigo, porque si por tal le tienes y no lo es, puede ser tu enemigo mayor.

A veces, nuestros peores enemigos son aquellos que están cerca.

25. Cuando alguien le recordó que la gente de Sinope lo había condenado al exilio, dijo: "Y yo los sentencié a quedarse en casa".

Nada nos ata al lugar de dónde provenimos, especialmente si no tenemos oportunidad de crecer allí.

26. Una vez pidió limosna a una estatua y, cuando se le preguntó por qué lo hacía, respondió: "Para practicar el rechazo".

Prepárate para el rechazo. Así sabrás cómo seguir adelante.

27. En la vida es necesario proveerse de razón o de un ronzal.

O somos seres pensantes o nos dejamos influenciar por los demás.

28. Cuando la gente se reía de él porque caminaba hacia atrás bajo el pórtico, les decía: "¿No les da vergüenza, ustedes que caminan hacia atrás por todo el camino de la existencia, y me culpan por caminar hacia atrás por el camino del paseo?"

Las personas siempre criticarán a todos los que se atrevan a desafíar las reglas de la sociedad.

29. Tenemos dos orejas y una sola lengua para que oigamos más y hablemos menos.

Sin duda, una gran reflexión que será siempre válida.

30. El único medio de conservar el hombre su libertad es estar siempre dispuesto a morir por ella.

Solo cuando se está en peligro de ser arrebatada es que tememos perder nuestra libertad.

31. A uno que preguntó cuál era el momento adecuado para almorzar, dijo: "Si es rico, cuando quiera; si es pobre, cuando pueda"

Cada uno aprovecha las oportunidades a su manera dependiendo de su situación.

32. Perdiccas amenazó con matarlo a menos que se le acercara, "Eso no es nada maravilloso", dijo Diógenes, "porque un escarabajo o una tarántula harían lo mismo".

Es importante no dejarnos intimidar, porque el miedo es lo que alimenta a ese tipo de personas.

33. Si quieres mantenerte bien, debes poseer buenos amigos o enemigos candentes. El uno te advertirá, el otro te expondrá.

Siempre debemos rodearnos de personas que nos hagan mejores y nos ayuden a crecer.

34. No os preguntéis cómo sobreviviré sin mi esclavo, preguntad a mi esclavo cómo sobrevivirá sin mí.

Hay personas que necesitan más cosas que otras.

35. Cuando alguien se jactó de que en los juegos de Pythian había vencido a los hombres, Diógenes respondió: "No, yo derroto a los hombres, tú derrotas a los esclavos".

Una reflexión sobre aquellos que se jactan de vencer solo a los que consideran más débiles que ellos.

36. La cultura es un saber del que no tiene uno que acordarse... fluye espontáneamente.

La cultura es parte de quienes somos.

37. Cuanto más conozco a la gente, más quiero a mi perro.

Los perros son las criaturas más fieles del mundo.

38. La sabiduría sirve de freno a la juventud, de consuelo a los viejos, de riqueza a los pobres y de adorno a los ricos.

La sabiduría tiene un constante propósito para todos.

39. Estaba desayunando en la plaza del mercado y los transeúntes se reunieron a su alrededor con gritos de "perro". "Son ustedes los perros", gritó, "cuando se quedan a mirarme mientras desayunan".

Hay quienes disfrutan de las desgracias ajenas, como si fuese un espectáculo.

40. La pobreza autodidacta es una ayuda hacia la filosofía, porque las cosas que la filosofía intenta enseñar mediante el razonamiento, la pobreza nos obliga a practicar.

La pobreza nos obliga a tomar acciones y a nunca mantenernos estáticos.

41. Vivir no es un mal, sino mal vivir.

Vivir de una manera poco satisfactoria e infeliz es el peor castigo de todos .

42. ¡Animo! ¡Este es el color de la virtud!

El ánimo hace que los seres vean el mundo de una forma más positiva.

43. ¿Por qué no castigar al maestro cuando el alumno se comporta mal?

Los maestros son responsables de enseñar también conductas favorables para sus alumnos.

44. Pasó un ministro del emperador y le dijo a Diógenes: ¡Ay, Diógenes! Si aprendieras a ser más sumiso y a adular más al emperador, no tendrías que comer tantas lentejas. Diógenes contestó: Si tú aprendieras a comer lentejas no tendrías que ser sumiso y adular tanto al emperador.

No siempre estar del lado de los gobernantes te hace mejor persona.

45. Las mordeduras más peligrosas son las del calumniador entre los animales salvajes y las del adulador entre los animales domésticos.

No todo aquel que te acompaña es tu amigo, porque puede estar esperando la oportunidad perfecta para difamarte.

46. Es preferible la compañía de los cuervos a la de los aduladores, pues aquellos devoran a los muertos y estos a los vivos.

Hay quienes no pueden soportar el estilo de vida que tiene alguien a su alrededor si no lo tienen ellos mismos.

47. Cuando alguien le preguntó cómo podía hacerse famoso, Diógenes respondió: Preocupándose lo menos posible por la fama.

Las personas que persiguen la fama pueden tener un destino del cual se arrepientan después.

48. Ojalá que todos los árboles trajesen este fruto.

Reflexión acerca de obtener cosas buenas en los lugares que buscamos.

49. La virtud no puede habitar con la riqueza ni en una ciudad ni en una casa.

Según el filósofo, las personas pudientes no pueden tener virtud por no experimentar realmente las dificultades de la vida.

50. No es que esté loco, es solo que mi cabeza es diferente a la de ustedes.

Una constante discriminación que sufren aquellos que piensan diferente a cómo deberían en realidad hacerlos egún la sociedad.

51. Prefiero no tener más que sal para lamer en Atenas, a cenar como un príncipe en la mesa de Cratero.

A veces, las oportunidades llamativas vienen con condenas.

52. No hay un bastón lo bastante duro para que me aparte de ti, mientras piense que tengas algo que decir.

Si crees que alguien merece ser escuchado, entonces escúchalo sin importar lo demás.

53. La única forma de irritarse y preocuparse efectivamente es ser un hombre bueno y honesto.

¿Será que todos tenemos la capacidad de ser buenos y honestos?

54. El único bien es el conocimiento, y el único mal la ignorancia.

Nunca será un desperdicio aprender algo más, pero sí lo es cuando nos negamos a aprender.

55. Cuando el subastador de esclavos le preguntó en qué era competente, respondió: "En gobernar a la gente".

Hay perversos que se disfrazan de gobernantes solo por el placer de subyugar a los demás.

56. Observando cierta vez un niño que bebía con las manos, arrojó el cuenco que llevaba en la alforja, diciendo: “Un niño me superó en sencillez”.

Los niños tienen grandes lecciones que darnos sobre humildad.

57. La envidia es causada por ver a otro gozar de lo que deseamos; los celos, por ver a otro poseer lo que quisiéramos poseer nosotros.

Nada describe mejor a estos sentimientos negativos.

58. Iba a un teatro, se encontraba cara a cara con los que salían y le preguntaban por qué, "esto", dijo, "es lo que practico haciendo toda mi vida".

Si eres bueno en algo, entonces prepárate hasta que puedas vivir de ello.

59. El amor viene con hambre.

Nadie vive solo de amor.

60. Cuando llegué a Atenas, quise ser discípulo de Antístenes, pero fui rechazado.

Esto nos demuestra que aunque tengamos un fracaso no podemos dejarnos vencer.

61. Tenemos más curiosidad sobre el significado de los sueños que sobre las cosas que vemos cuando estamos despiertos.

Quizás porque así no nos decepcionamos por lo que hay a nuestro alrededor.

62. La pobreza es una virtud que se puede enseñar a uno mismo.

No necesitamos mucho para aprender de la pobreza, solo rodearnos de ella.

63. Probablemente los asnos se rían de ti, pero no te importa. Así, a mí no me importa que los demás se rían de mí.

Aprende a reírte de ti mismo, así no te importará lo que opinen los demás.

64. A Jeniades, que había comprado a Diógenes en el mercado de esclavos, le dijo: "Ven, asegúrate de obedecer las órdenes".

Los esclavistas creen que pueden cambiar el ser completo de una persona.

65. Busco un hombre honesto.

¿Qué tan difícil es encontrar un hombre honesto?

66. Durante meses he visto pasar ejércitos ¿A dónde van, y para qué?

¿En realidad un ejército tiene un propósito propio válido?

67. Ningún hombre está herido sino solo.

Las más grandes heridas son las que se hacen en la soledad.

68. ¿Por qué la gente da dinero a los mendigos y no a los filósofos?

Muchos pensarán que los filósofos no necesitan dinero, pero todos lo hacemos.

69. Estás loco. Yo estoy descansando ahora. No conquisté el mundo y no veo la necesidad de hacerlo.

Las personas que gozan de verdadera paz son aquellas que no tienen la necesidad de dominar nada.

70. La lujuria es una fuerte torre de travesuras, y tiene muchos defensores, como la necesidad, la ira, la palidez, la discordia, el amor y el anhelo.

Todas las excusas para caer y permanecer en la lujuria.

71. El movimiento se demuestra andando.

Solo las acciones demuestran avances.

72. Fue capturado y arrastrado al rey Felipe, y cuando se le preguntó quién era, respondió: "Un espía de tu avaricia insaciable”.

Los monstruos son los únicos capaces de generar más monstruos.

73. Todo se consigue con el trabajo, hasta la virtud.

Las buenas cosas son el resultado del esfuerzo. No vienen dadas por sí solas.

74. El elogio en boca propia desagrada a cualquiera.

Las personas egocéntricas siempre corren el riesgo de terminar solas.

75. Porque piensan que, algún día, pueden llegar a ser inválidos o ciegos, pero, filósofos, jamás.

Pocas personas tienen una verdadera ambición de conocer y criticar el mundo que nos rodea.

76. Las mejores cosas se venden por muy poco precio y al contrario.

No todas las cosas caras son en realidad beneficiosas.

77. Cuando se le preguntó de dónde venía, dijo: "Soy un ciudadano del mundo".

Diógenes no se consideraba atado a ninguna patria.

78. Muévete hacia la derecha, me estás tapando el sol. Eso es todo lo que necesito.

La avaricia solo trae más vacío.

79. No desaprendamos lo que ya hemos aprendido.

Aprende cosas que aprovecharás al máximo, no aquellas que son impuestas con obligación.

80. En la casa de un hombre rico no hay más lugar para escupir que su cara.

Las personas ricas no deberían estar exentas de críticas.

81. Los malvados obedecen a sus pasiones, como los esclavos a sus dueños.

Las personas con maldad se dejan guiar por sus deseos oscuros.

82. Se le hizo la pregunta de qué es la esperanza; y su respuesta fue: "El sueño de un hombre despierto".

La esperanza es aquello que nos motiva a crecer.

83. Los dioses no necesitan nada; los que se parecen a los dioses, pocas cosas.

¿Crees que un dios lo tiene todo?

84. ¿Por qué no descansas ahora si es lo que quieres? Después morirás. Todos morimos en mitad del viaje.

Hay que aprender a relajarnos y disfrutar de la vida, porque no habrá otro momento para hacerlo.

85. La calumnia es solo el ruido de los locos.

Los calumniadores solo actúan dependiendo de su nivel de envidia.

Amanda Martín

Amanda Martín

Fisioterapeuta

Amanda nació en 1991 en Buenos Aires. Es Graduada en Fisioterapia por la Universidad del Rosario, y sus pasiones son las terapias manuales, el cine y la escritura. Ha trabajado como fisioterapeuta y masajista en diferentes centros de fisioterapia y balnearios, y dedica gran parte de su tiempo libre a escribir, sobre todo con el objetivo de divulgar temas relacionados con la fisioterapia, el deporte y los hábitos saludables.